The Police: 40 años de “Zenyatta Mondatta”, su disco consagratorio.

Hacer discos es realmente difícil. Este, en especial, sabíamos que iba a ser difícil. Los dos primeros fueron un desafío, el comienzo de una aventura. ¿Police va a conquistar el mundo? Era excitante, pero no había presiones. Acabábamos de empezar, no teníamos que mantener ningún standard. Ahora conquistamos el mundo y hay más responsabilidad. Estamos más nerviosos. Pero es algo inevitable y, a la vez, una presión muy fuerte”. Con estas palabras, el baterista Stewart Copeland intentaba reflejar las sensaciones y el estado de situación que tanto a él como a sus compañeros, Sting y Andy Summers, los envolvía hacia fines de 1980 en una entrevista publicada en la edición 137 de la legendaria revista Pelo.

El tremendo suceso provocado por Outlandos d’amour, su álbum debut de 1978, y en especial por su inmediato sucesor, Regatta de blanc (1979), hicieron de The Police no sólo la banda del momento sino la más requerida del planeta a la hora de los conciertos en vivo. Su particular combinación de rock y reggae, algo que con el tiempo se convertiría en su “marca de fábrica”, más la característica voz y la manera de tocar el bajo de Sting y las pinceladas de la guitarra de Summers, sumadas a la explosiva y por demás personal performance de Copeland desde la batería, provocaron el interés y la fascinación de multitudes cada vez más grandes, colocando al trío en un muy alto nivel de expectativas en torno a su tercer y esperado álbum.

Suele decirse que la tercera producción discográfica de todo artista o grupo reviste un perfil definitorio y marca el futuro de su carrera. Y The Police no era la excepción. Aunque, en su caso, y debido a la excelente recepción de sus dos discos anteriores, el desafío no consistía en alcanzar el éxito de una vez por todas (eso ya lo habían logrado a una velocidad asombrosa y poco frecuente) sino en buscar nuevos horizontes musicales sin alejarse demasiado de su estilo ni traicionar a los fans que lo habían llevado a la cima.

“Ahora podemos experimentar más y podríamos cambiar totalmente, pero defraudaríamos a un montón de gente”, explicaba Copeland en aquel mismo reportaje. “Hay un sonido que la gente asocia con Police y quieren oír más de él. No los podemos abandonar. No es tan fácil experimentar. Tampoco es tan fácil ser comercial. Muchos hablan de venderse y ser demasiado comercial, como si fuera tan sencillo. No lo es, para nada”.

Sin embargo, cuando el 3 de octubre de 1980 Zenyatta Mondatta vio la luz, recibió las mejores críticas por parte de la prensa especializada y del público, elevando a The Police a la categoría de leyenda. Por otro lado, y sin abandonar las historias escritas en primera persona por Sting, este álbum dio cuenta de un viraje lírico hacia cuestiones relacionadas con la pobreza (“Driven to Tears”), la guerra (“Bombs Away”) y la política internacional, tendencia que alcanzaría una forma más definida en Ghost in the Machine, su siguiente trabajo discográfico, lanzado en 1981.

Gran parte del nuevo éxito alcanzado obedeció sin dudas a “Don’t Stand so Close to me” y “De do do do, De da da da”, dos canciones que rápidamente se transformaron en clásicos del grupo y llevaron al disco directo al primer puesto del ranking de álbumes del Reino Unido. Y como si eso no hubiera sido suficiente, The Police se alzó ese año con dos premios Grammy: Mejor Interpretación Rock de Dúo o Grupo Vocal por “Don’t Stand so Close to me” y Mejor Interpretación Instrumental de Rock por “Behind my Camel”.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .